Vela imparable y LAFC implacable

Carlos Vela volvió a encontrar la red en la victoria de Los Angeles FC ante los Portland Timbers en la jornada 14 de la MLS

REDACCIÓN
logo

En partido de la jornada 14 de la MLS, disputado en el Estadio Providence Park en su presentación en la temporada tras ser remodelado, Los Angeles FC, con gol tempranero del mexicano Carlos Vela, derrotaron 3-2 a los Portland Timbers para seguir su paso implacable.Apenas transcurría el minuto 6 del encuentro, cuando en una mala salida del portero de Timbers el balón cayó a los pies de Carlos Vela, quien enfrentó el mano a mano con el mismo Jeff Attinella, disparó y puso el 1-0 para Los Angeles FC y en gol número 16 en su cuenta durante esta temporada.[twitter usuario="LAFC" tweetid="1135017579787968512"]Después de una primera oportunidad fallida, Diego Rossi tomó revancha de su erro a los 34 minutos cuando entró al área, conectó un centro de Tristan Blackmon y mandó la de gajos a la red para el 2-0 en la pizarra para los angelinos.Con la ventaja más amplia, los visitantes se apoderaron de las acciones y fue poco lo que le permitieron al cuadro vestido de verde, quien parecía no encontrarse en el regreso a casa.El inicio de la parte complementaria fue de desconcierto para el LAFC, no bien se acomodaban en la cancha, cuando, tras una serie de remates en el área y un desafortunado rebote del portero el balón llegó al dominio de Christian Paredes, quien no desaprovechó para acercar a los Timbers con el 2-1 en el tanteador.Pero a pesar de que los de Portland tuvieron otra oportunidad para emparejar los cartones, su contundencia no  fue tanta como la del LAFC, que a los 54 minutos, en un trazo largo y perfecto al área de Jordan Harvey, apareció Latif Blessing para simplemente estirar la pierna y poner el 3-1.Ya en la recta final del cotejo, en los 85', Brian Fernández prendió de chilena un centro de Jeremy en el área y apretó el partido con el 3-2 en el marcador, lo que hizo estallar el júbilo de la grada con la esperanza de rescatar el empate. Pero el marcador no se movió más.