Previo: La obligación ronda en Cataluña

Barcelona y Sevilla miden metralla en el Camp Nou con la sentencia de que una caída sería catastrófica para sus aspiraciones en la Liga española

REDACCIÓN
logo
Install
Agréganos a tu pantalla de inicio para visitarnos más fácil y rápido

En actividad de media semana en la Liga española, que presenta doble cartelera a sus seguidores, la fecha 30 cocinó un platillo de categoría al juntar en el Camp Nou al FC Barcelona y al Sevilla. Consulta la clasificación de la Liga española. El sublíder y el cuarto clasificado del máximo circuito del balompié ibérico se ven las caras con un directriz muy clara: una derrota a estas instancias del campeonato, y por las condiciones en las que se están gestando los caminos de sus respectivos rivales directos, tendría consecuencias dolorosas e inmediatas.Barcelona está a 2 puntos del Real Madrid, líder de la Liga española que presume el tener aún un juego pendiente, ante Celta de Vigo, por disputar, mismo que podría afianzar su dominio. Con esto en mente. No hay espacio para lujos o descansos: cada punto perdido es una milla más lejos de la gloria.La situación del Sevilla no es distinta: ocupó la tercera posición en la clasificación durante buena parte del tramo recorrido en la presente temporada. Esa ubicación le facultaba soñar con trepar, y quizá acercarse a los Merengues; pero, sobre todo, le hacía convivir día a día con la sensación tener un pase directo a la fase de grupos de la próxima edición de la Champions League.Lastimosamente para la causa de los Nervionenses desde el 6 de marzo han entrado en una espiral oscura, descendente, en la que acumulan 5 partidos sin ganar; 4 de ellos en la Liga española. Evidentemente, lo anterior, conjugado con un repunte, en ese mismo lapso de tiempo, del Atlético de Madrid, terminó por hacerlo caer.En el Camp Nou habrá un emparejamiento táctico de 2 propuestas vistosas del balompié. La tenencia y el respeto de la pelota como máxima. Ser protagonista a través de la circulación de la bola y buscar constantemente el arco rival mediante combinaciones necesitadas de una técnica individual de otra galaxia.Si esto se cumple, se verá un partido repleto de espacios, de transiciones; trepidante. En caso contrario, por las condiciones de localía, abolengo y prestigio, todo parece indicar que sería Barcelona el indicado para tener que atacar en fase posicional, mientras Sevilla apostaría por correr con muchos metros vírgenes por delante hacia el marco de Ter Stegen.La buena nueva para los culés es la vuelta de Lionel Messi, quien cumplió una sanción por acumulación de tarjetas. Sin duda alguna, la presencia del astro argentino reaviva un mecanismo de ataque por sí solo en la entidad catalana. Checa el calendario y los resultados de la Liga española. Cabe destacar que en el partido de la primera vuelta del campeonato entre estos dos contendientes, Sevilla mordió el polvo en el Sánchez Pizjuán, 2-1 a manos de los blaugrana.