Previo: El Atlético sabe cómo

Atlético de Madrid recibe al Barcelona en la Semifinal de ida de la Copa del Rey; los Colchoneros se han impuesto en dos de las últimas tres eliminatorias
placeholderLead
Lionel Messi y Filipe Luis en acción durante el partido de Liga entre Barcelona y Atlético de Madrid de septiembre pasado. FOTO: Getty Images
Lionel Messi y Filipe Luis
Por: Redacción
LITE
Agréganos a tu pantalla de inicio para visitarnos más fácil y rápido

Como final adelantada se presenta la serie de Copa del Rey entre Atlético de Madrid y Barcelona, aunque será semifinal porque así lo quiso el sorteo. La ida se jugará en el Vicente Calderón y la vuelta en el Camp Nou.Luis Enrique seguirá con las bajas de Andrés Iniesta y Sergio Busquets, por lo que el ligero favoritismo blaugrana se perdería. Y aunque recupera a Rafinha tampoco tendrá a Lucas Digne por lesión ni a Marc André Ter Stegen por decisión técnica.En los años recientes los Colchoneros se han codeado en las alturas con los catalanes, e incluso los han superado. Han tenidos tres eliminatorias directas entre ambos en instancias decisivas en las últimas cuatro temporadas, y en dos de ellas los madrileños han avanzado de fase.Fue en los cuartos de final de las campañas 2013-2014 y 2015-2016 de la Champions League, ni más ni menos. Mientras Barcelona se impuso en la misma ronda de la Copa del Rey 2014-2015. Así que el Atlético de Madrid de Diego Simeone sabe cómo hacerlo, sabe cómo eliminar al todopoderoso Barcelona de Lionel Messi.Ambos llegan algo cabizbajos por sus recientes resultados en la Liga española. Los dos empataron y se alejaron del líder Real Madrid: los Culés a cuatro puntos y los Colchoneros a 10. Así que la Copa del Rey se vuelve un torneo todavía más importante porque puede ser una opción de no irse en blanco en la temporada.Por supuesto, Diego Simeone utilizará todas sus armas para alcanzar la final mientras Luis Enrique deberá sustituir a las ya mencionadas. Pero seguro que figuras habrá en ambos bandos. Y también tensión, nervios, paridad, chispas, como ha habido en sus recientes choques.Un boleto para una final está en juego y lo buscan dos planteles de gran calidad. Por eso buen futbol existirá desde el silbatazo inicial.