Hamburgo se aferra a su Bundesliga

Hamburgo, único equipo alemán que nunca ha jugado en Segunda, se aferra a la permanencia en la Bundesliga al vencer 3-1 al Wolfsburg

logo

Consulta la ficha técnica del partido AQUÍConsulta la tabla de la Liga de Alemania AQUÍConsulta el calendario de la Liga de Alemania AQUÍEl Hamburgo, desahuciado semanas atrás, se aferra a la permanencia en la Bundesliga. Complicó al Wolfsburgo, al que ganó en su estadio por 1-3.

El récord del Hamburgo no lo tiene ni el Bayern

El equipo que entrena Christian Titz aún suspira por mantenerse como el único club alemán que nunca ha jugado en Segunda División en toda su historia.Fraguó su segunda victoria seguida con dos goles en tres minutos antes del descanso. El primero de penalti, transformado por Bobby Shou Wood. El otro gracias a Lewis Holtby en el 45'.Reaccionó el Wolfsburgo, que en el 73 acortó distancias por medio del croata Josip Brekalo. Y en el tiempo añadido, el serbio Filip Kostic falló un penalti para los visitantes pero el rechace lo aprovechó Gian-Luca Waldschmidt para sentenciar el duelo.

La extinción del Dinosaurio tendrá que esperar

El Hamburgo, penúltimo, está a dos puntos del Wolfsburgo, que marca la permanencia. Entre ambos está el Mainz, que el domingo recibe al Leipzig.

Publicidad

Colonia, primer descendido en Alemania

Más distanciado de la salvación está el Colonia, sotanero, que perdió 3-2 en Friburgo con un gol en el tiempo añadido de Lucas Hoeller.Y eso que el cuadro visitante equilibró una desventaja de dos goles. Un doblete de Nils Petersen puso el 2-0 en el minuto 52. La ventaja del Friburgo pudo ser mayor pero Christian Guenter falló un penalti.En cinco minutos del tramo final, del 82' al 87', el Colonia empató con dos tantos de Leonardo Bittencourt. Hasta que en el tiempo añadido Lucas Hoeler marcó para los locales, que condenaron a su rival.La jornada se completó con el empate entre el Hertha Berlín y el Augsburgo (2-2), que llegó a disponer de una ventaja de dos tantos, firmados por el austríaco Michael Gregoritsch y el venezolano Sergio Córdova. Pero en los cinco últimos minutos, el bosnio Vedad Ibisevic, de penalti, y Davie Selke, establecieron la igualada final.