Pagano apunta a grandes cosas en Triple a

Después de perder la cabellera ante Psycho Clown, Pagano afirma que seguirá siendo la pesadilla de varios luchadores en AAA

REDACCIÓN
logo
Install
Agréganos a tu pantalla de inicio para visitarnos más fácil y rápido

CIUDAD DE MÉXICO, México, Ago. 31, 2016.- Triplemanía XXIV fue la fiesta grande de la lucha libre y en su evento principal, máscara contra cabellera, Pagano salió sin cabellera a manos de Psycho Clown.

Consulta aquí la crónica de Triplemanía XXIV

La lucha fue esperada por el público durante varios meses, y derivó en hechos trascendentales como la traición de Dr. Wagner Jr. a Psycho, y el reto entre ambos para una lucha de apuestas para el año próximo, en Triplemanía XXV.

El carismático Pagano, quien tuvo el apoyo de un amplio sector del público, señaló:

" Triplemanía XXIV fue una experiencia nueva para mi, y fue una lucha difícil, una batalla fuerte. Hubo algo que me sorprendió es que mucha gente apoyó a Pagano, fue una batalla dura, una batalla recia. Perdí con un luchador con el mismo tonelaje y un gran estilo.  Perdí con la frente en alto y lo reconozco, me siento orgulloso de haber participado en Triplemanía y haber dado una lucha que gustó", declaró.

"Pero que nadie crea que me voy a olvidar de lo que pasó, yo vine a AAA por él y por los que se me pongan enfrente, esto solamente es un descalabro en la carrera de Pagano, porque todavía vienen grandes cosas para mí y voy a quitarme de encima a quien quiera bloquearme el camino. Estoy listo y dispuesto para lo que sea y la historia de Pagano aquí apenas comienza", agregó el oriundo de Juárez.

"Psycho Clown y Wagner ya tenían sus rencillas antes de que yo llegara, creo que como siempre llegué a poner las reglas de la fiesta y eso a lo mejor no les gustó, pero sí les puedo decir que yo no soy de hablar mucho,  soy un luchador de acciones, no de palabras. Y algo muy importante, yo no necesito traer cabellera para ser Pagano, la gente me conoce y sabe que estoy en pie de guerra y que las cosas no se van a quedar así, porque como siempre digo: sin payaso no hay fiesta", concluyó el controversial rudo, con la cabeza completamente a rape tras la cruenta batalla.