¡Que nadie detenga al Tri!

Un triunfo de los verdes que no fue de lo más brillante que digamos, pero que al final cumplió con los dos objetivos trazados
placeholderLead
Raúl Pérez. FOTO: Televisa Deportes
Raúl Pérez.
Por: Raúl Pérez
LITE
Agréganos a tu pantalla de inicio para visitarnos más fácil y rápido

Como casi todos los viernes, el pasado fue un día caótico en la Ciudad de México. Con el calor que trajo la primavera, un poco de lluvia, las prisas de la población por llegar quién sabe a dónde y con un tránsito de autos de los mil demonios; me tomó dos horas y media trasladarme de Santa Fé, haciendo una muy pequeña escala en San Pedro de los Pinos, al Estadio Azteca, más los 45 minutos que me había tomado arribar de Toluca a la entrada de la Capital de la República.Y todo para llegar a tiempo al evento futbolístico más importante, no sólo de la semana, sino, sin temor a equivocarme, de lo que va del presente año. Y es que la Selección Nacional Mexicana tenía, con el duelo ante Costa Rica, la gran oportunidad de reivindicarse ante su público en el magno escenario que es el Coloso de Santa Úrsula, además de que obtener el triunfo significaba colocarse en la primera posición del Hexagonal Final de la Concacaf rumbo al Mundial de Rusia 2018.Y sí… llegar al Estadio Azteca fue un auténtico viacrucis, tanto para aficionados que hacen lo que sea y aguantan de todo con tal de estar presentes en las tribunas apoyando al Tricolor, como para quienes teníamos que realizar alguna labor y que, a pesar de las adversidades, somos privilegiados con la clase de trabajo que tenemos.Al final todo valió la pena y pudimos disfrutar de un triunfo de los verdes que no fue de lo más brillante que digamos, pero que al final cumplió con los dos objetivos trazados: uno, ganar con claridad y sacarse la espina ante el público capitalino y dos, colocarse en la cima de la tabla en la eliminatoria.¿Que el seleccionado de Costa Rica no representó el peligro que parecía después de sus dos primeros juegos en los que obtuvo triunfos contundentes?... es cierto ¿que los ticos jugaron con temor y que les pesó el Azteca?... también es cierto, pero malo hubiera sido que los futbolistas mexicanos, con las ventajas otorgadas, no hubieran sacado la victoria. ¿Que el Tri debió tener un mejor desempeño, sobre todo en el segundo tiempo?... también es cierto, pero es algo que el director técnico Juan Carlos Osorio deberá corregir en futuros compromisos en los que los rivales presenten argumentos más sólidos.Yo pienso que el triunfo mexicano refrescó el ánimo de jugadores y afición y, a partir de él, todos podemos decir, con la mente puesta en la Copa del Mundo Rusia 2018: ¡QUE NADIE DETENGA AL TRI!SALÓN  DE LA FAMAEl próximo 3 de abril participaremos, junto con todo el comité de selección, en las votaciones 2017 del Salón de la Fama del Futbol Nacional e Internacional de Pachuca que, de la mano de Toño Moreno, se ha afianzado como el recinto por excelencia de reconocimiento universal para las grandes figuras del balompié.Sin embargo, en este espacio quiero escribir de OTRO salón de la fama... y no es de futbol... o mejor dicho, no es de futbol soccer. Es... ¡de futbol americano!El sábado pasado en la Ciudad de Toluca fue inaugurado el Salón de la Fama de Futbol Americano en México, en las instalaciones del Club Búfalos de Toluca, una institución con toda la tradición en el futbol americano infantil y juvenil en el Valle de Toluca,  en el Estado de México y en todo nuestro país.Después de 8 largos años de trabajo incesante, de tocar puertas para conseguir apoyos y de solicitar toda clase de artículos (jerseys, fundas, hombreras, cascos, revistas, chamarras, fotografías y un largo etcétera) todos con valor histórico, el presidente de este proyecto, Sergio Baz Ferreira y su hermano Fernando, junto con otras figuras apasionadas del deporte de las tacleadas, lograron cristalizar este sueño que ya abrió sus puertas y que nadie que quiera al deporte en general y al futbol americano en particular, puede perderse.FELICIDADES a toda la familia Baz Ferreira y a todos quienes tengan qué ver con el deporte del emparrillado. Esto no es mas que el producto del más puro e intenso AMOR por el futbol americano en México.Twitter: @raul_perez_