Chelís se pone la del Puebla

Indicador futbolero

FRANCISCO ARREDONDO
logo

Encontrar un orden futbolístico será parte de las tareas que tiene José Luis Sánchez Solá, como técnico de la Franja. Pero en esta ocasión, Chelís, se pone por cuarta ocasión en su carrera la del Puebla, para buscar recuperar el espíritu combativo, así como esa esencia de garra y entrega que parece haber perdido en tiempos recientes.La caída del anterior cuerpo técnico se fue dando poco a poco, todo indica que los jugadores habrían dejado de creer en esa idea, el desgaste era evidente, y esos factores terminaron por tener un peso específico en la determinación de dar un golpe de timón, dejando de lado el proceso del profesor Enrique Meza.Ahora la dirigencia poblana tras varios días de pláticas y de revisar cierta cantidad de opciones que llegaron a sus escritores, finalmente decide volver a las bases, a esa raíz que se sembró en 2006 cuando Chelís, siendo un desconocido, trabajó para poner a los poblanos en la entonces Primera División, un año más tarde.Esta etapa se mantuvo hasta 2008 y luego tuvo una de 2009 a 2010, fueron las primeras separaciones, era momento de tomar caminos distintos, pero esa necesidad que tienen uno del otro, Puebla y Chelís se volvieron a topar en 2014, pero los resultados y el ambiente demostraron que no había sido la mejor decisión, por eso se dio un rompimiento.Un lustro después, con la casa encendida y esas ganas de ambas para ayudarse, se vuelve a dar un nuevo enlace, una oportunidad que parecía perdida o imposible para club y entrenador, todo hacía pensar que tanto los poblanos y Sánchez Solá, vivirían del recuerdo de sus épocas doradas.Chelís con sus ideales, más que sus condiciones sobre la mesa, planteó los objetivos a alcanzar y como en aquella primera etapa como estratega de La Franja, se puso metas que para muchos serían suicidas, una de ellas sumar la mayor cantidad de puntos, y meterse a la Liguilla, solo así podría conseguir una extensión de contrato.Las miradas de las Liga MX estarán una vez más puestas en el club poblano, la imagen de un tipo como José Luis Sánchez Solá, es y será la mejor estrategia de mercadotecnia que pudieran tener, quizá hasta más mediática y trascendental en referencia a otros ex jugadores o técnicos que hayan pasado por la entidad.Sánchez Solá en este nuevo proyecto busco incorporar gente de su entera confianza, y quienes en su momento también dejaron su nombre escrito en el equipo poblano, todo esto encaminado a recuperar la identidad, peor ante todo enseñar a los actuales jugadores del plantel, lo que significa ponerse la del Puebla.