Los Raiders estudian opciones por si no pueden terminar su estadio

Es posible que Las Vegas no pueda recibir a la NFL en 2020.

logo

El equipo de Las Vegas Raiders estudia posibilidades de su debut en 2020 por su su estadio en la ‘ciudad del pecado’ no está listo a tiempo para recibir a la NFL por culpa del coronavirus.

Los ‘malosos’ pueden tener problemas para terminar su estadio a tiempo debido a los retrasos provocados por el brote de coronavirus y ya estudian opciones para poder jugar sus partidos ante esta eventualidad.

De acuerdo a Vincent Bognisore de Las Vegas Review-Journal, en el seno del equipo están investigando las opciones de jugar partidos en Salt Lake City, Phoenix y San Diego si es que la pandemia y la orden de quedarse en casa siguen demorando la construcción del Allegiant Stadium que será la casa de la escuadra negro y plata.

Esta decisión se considera como el peor escenario, porque la franquicia aún tiene planeado terminar la construcción a tiempo.

Publicidad

La mayoría del trabajo hacia el interior así como la construcción del techo puede terminarse en pocas semanas y si la construcción se retrasa, el equipo puede jugar su pretemporada en una sede alterna y tal vez algunos juegos de la temporada regular hasta que el estadio esté terminado.

De la tres ciudades en las que pensaron, la más cercana es Phoenix, que se encuentra a cuatro horas y 45 minutos de distancia, San Diego está a cinco horas mientras se toma seis horas poder llegar desde Salt Lake City vía carretera.

El estadio en que que se podría jugar si se deciden por Salt Lake City será el Rice-Eccles Stadium, sede de la Universidad de Utah, pero si se van a Arizona, será en el de la Universidad de Phoenix en Glendale, donde los Arizona Cardinals juegan y si no se puede ahí, buscarán hacerlo en el Chase Field, donde juegan los Arizona Diamondbacks.

En San Diego pueden jugar en la misma sede donde vivieron los Chargers entre 1961 y 2016 y que ya recibió tres Super Bowls.

Publicidad

En el caso de la posibilidad de mantenerse en Oakland, se reportó que ni siquiera están considerando esa opción.