Vince Carter se inscribe al exclusivo club de los 1,500 juegos

El veterano de los Atlanta Hawks, de 42 años, consiguió un hito que comparte con 4 jugadores más.

ISRAEL GERMÁN
logo

Cuando Vince Carter salió de la banca cuando restaban 6:03 en el primer periodo para consumir minutos en la duela de la American Airlines Arena en el partido entre sus Atlanta Hawks y el Miami Heat, logró un hito, al convertirse en el quinto jugador en la historia de la NBA en haber participado en al menos 1,500 juegos.

Con su proeza, Carter se unió a un selecto grupo que encabeza Robert Parish (1,611), y que integran Kareem Abdul-Jabbar (1,560), Dirk Nowitzki (1,522) y John Stockton (1,504), pues son los únicos en la historia de la NBA en rebasar la barrera de los 1,500 partidos disputados.

El año en el que 'Vinsanity' comenzó su carrera en la NBA, allá por 1998-99 con los Toronto Raptors, luego de ser reclutado de los Tar Heels de North Carolina, parece ya muy remoto y el ahora veterano alero quizás nunca se imaginó que duraría tantos años en la NBA y que en algún momento se convertiría en el jugador de mayor edad en activo en el mejor basquetbol del mundo.

El 26 de enero de 2020 Carter estará cumpliendo 43 años y cursa su temporada 21 en la NBA. Para muchos es el mejor dunker de todos los tiempos, no solo en los concursos del Slam Dunk en el All Star Game, sino también durante los partidos, donde radica la verdadera dificultad de clavar, hundir el balón con fuerza.

Una carrera longeva en la NBA, o cualquier deporte profesional, no solo demanda tener una salud que permita sortear con éxito las olas de los años, el desgaste de los viajes, de los partidos mismos, de los golpes, las faltas, las caídas, de las noches en vela por una mala actuación. Pero no solo es eso, también se requiere calidad para perdurar a pesar del paso del tiempo y que Carter esté en una liga tan competitiva como la NBA a esta edad, habla por sí solo.

Es verdad que a sus 42 años, casi 43, ya no ese ese agresivo jugador que cuando sabías que te ganaba con el primer paso, encendería los cohetes y emprendería el vuelo para acabar machacando el aro, sin embargo, la noche en la que se inscribió en el club de los 1,500, disputó 26 minutos y terminó con 12 unidades y repartio cuatro asistencias, aunque no pudo evitar que los Hawks cayeran 135-121 en tiempo extra ante el Heat.

La temporada anterior, cuando Carter llegó como agente libre, procedente de los Sacramento Kings, daba la impresión de ser la última para el histórico dunker. Sin embargo, sorprendió a muchos con el anuncio de que jugaría un año más, enfundado en el jersey de los Hawks.
La temporada de 2009-10, mientras jugaba para el Orlando Magic, disputó la Final de la Conferencia del Este, pero su equipo sucumbió en seis juegos ante los Cleveland Cavaliers y la posibilidad de disputar alguna vez en su carrera, o ganar, unas Finales NBA, se diluyó.

Ahora, además por lo espectaculares que fueron las clavadas de Carter en los concursos o durante los partidos, recordaremos a Vinsanity por la tenacidad, la paciencia, y la durabilidad que tuvo su carrera, pues fue gracias a su disciplina y profesionalismo que pudo alcanzar las 21 temporadas en la NBA y los 1,500 juegos, y contando.

Vince llegó a los 1,500 partidos de temporada regular en la NBA y ya forma parte de un selecto grupo.

Vince llegó a los 1,500 partidos de temporada regular en la NBA

Lynne Sladky/AP

1 / 12