Spurs cortan racha ganadora de los Knicks

Con Trey Lyles al mando, los de San Antonio lograron su séptimo triunfo consecutivo en casa.

EFE
logo
Install
Agréganos a tu pantalla de inicio para visitarnos más fácil y rápido

El ala-pívot canadiense Trey Lyles tuvo 18 puntos, su mejor marca en lo que va de temporada, como mejor encestador de los Spurs de San Antonio, que ganaron con facilidad por 119-93 a los Knicks de Nueva York, que pusieron fin a una racha de tres victorias consecutiva.

Mientras que San Antonio consiguió su séptimo triunfo seguido en su campo del AT&T Center de casa sobre Nueva York.

El base Dejounte Murray encestó 17 puntos y los reservas, el ala-pívot croata Luka Samanic y el base australiano Patty Mills encestaron 14 tantos cada uno con los Spurs (18-13), que siguen líderes de la División Suroeste.

El escolta novato Immanuel Quickley, con 26 puntos, incluidos seis triples, encabezó el ataque de los Knicks (18-18), pero que no fueron suficientes a la hora de superar al mejor juego de equipo de los Spurs.

El alero R.J. Barrett logró 15 puntos y el ala-pívot All-Star Julius Randle aportó doble-doble de 14 tantos y 11 rebotes, pero los Spurs fueron mejores en el juego interior con 45 balones capturados bajo los aros por 41 de los Knicks.

El equipo de Nueva York había ganado siete de nueve al entrar al partido del martes, pero nunca pudieron encontrar un ritmo constante contra los Spurs.

Nueva York tuvo 16 pérdidas de balón y no logró anotar 100 puntos por primera vez desde la derrota por 107-89, en Orlando, el 17 de febrero.

HAWKS PEGA DE VISITANTE AL HEAT

El base Trae Young aprovechó la gran defensa que habían jugado su equipo de los Hawks de Atlanta y anotó los tantos decisivos en el cuarto periodo del partido que ganaron de visitantes por 80-94 a los Heat de Miami y le dieron la victoria al entrenador Nate McMillan que debutó como interino.

Young anotó 18 puntos, incluidos 13 consecutivos para su equipo en el último cuarto, y los Hawks rompieron la racha de seis victorias consecutivas de Miami, en lo que se convirtió en la primera sorpresa de la jornada de la NBA.

Los Hawks habían perdido 13 partidos consecutivos cuando no pudo anotar en los primeros periodos.

El ala-pívot John Collins anotó otros 17 puntos como segundo máximo encestador de los Hawks, que habían perdido el domingo por 109-99, en el mismo escenario del American Airlines Arena, y la derrota le costó ayer, lunes, el despido al entrenador Lloyd Pierce, quien estuvo dos temporadas y media al frente del equipo.

El alero Kevin Huerter llegó a los 16 puntos como tercer máximo encestador de los Hawks (14-20) y el pívot suizo Clint Capela fue el mejor en el juego interior con 10 tantos y 17 rebotes.

El alero Duncan Robinson y el base esloveno Goran Dragic anotaron 14 puntos cada uno como líderes del ataque del equipo de Miami (17-18), que perdió la oportunidad de ponerse con marca ganadora por primera vez esta temporada.

Robinson, que anotó cuatro triples de nueve intentos, está a cuatro de los 400 de su carrera. Ha jugado 123 partidos; Young es el más rápido en hacer 400 triples en la historia de la NBA, y le tomó 159 encuentros.

El pívot Bam Adebayo anotó 11 puntos y tuvo apenas tres rebotes bajo los aros sin aportar protagonismo dentro de la pintura con los Heat, que lograron el 37% en sus tiros de campo, su cuarta peor actuación de la temporada.

Mientras que el escolta Tyler Herro consiguió al menos un triple en 32 partidos consecutivos, empatando en la quinta racha más larga en la historia del equipo.

Está a uno de igualar a Tim Hardaway, quien tuvo dos rachas separadas de 33 partidos.

Miami fue superado en rebotes 47-26, con mucho su peor margen de la temporada, y se mantuvo a un mínimo de la temporada en puntos.

Los Heat volvieron a estar sin el alero titular Jimmy Butler, quien se perdió su segundo partido consecutivo por una inflamación en la rodilla derecha.

Miami disparó un 29% en el primer cuarto y un 36% en la mitad, incluido un inicio de 2 de 15 de triples.

Pero el haber limitado a Young por segundo partido consecutivo, tenía solo dos puntos al descanso y cinco puntos después de tres cuartos, los Heat se mantuvieron en el partido, perdiendo 37-44 en el descanso y liderando 66-63 en el último cuarto.

Luego, Young reaccionó en el último periodo, cuando los Heat anotaron solo 5 de 18, y así se terminó la que había sido la racha ganadora activa más larga de la NBA al iniciarse la jornada.

El escolta serbio Bogdan Bogdanovic regresó después de perderse 25 partidos por una fractura en la rodilla derecha y acabó con cinco puntos en 16 minutos.

Los Hawks no tuvieron su mejor control del balón al perderlo 23 veces por apenas nueve de Miami, pero al final lograron una cómoda y necesaria victoria.

Los 81 puntos combinados en la mitad fueron la cuarta menor cantidad al medio tiempo en un partido de la NBA esta temporada. Miami-Dallas tuvo 77 el pasado 1 de enero, Nueva York-Cleveland el 29 de enero tuvo 80 y Toronto-Minnesota el 19 de febrero también tuvo 80 tantos.

WALKER LIDERA TRIUNFO DE CELTICS

El base Kemba Walker aportó 25 puntos como director del ataque de los Celtics de Boston, que superaron 117-112 a los Clippers de Los Ángeles.

Los Celtics (18-17) lograron tres victorias consecutivas por primera vez desde enero y volvieron a tener marca ganadora.

El escolta Jaylen Brown encestó 18 puntos y el ala-pívot Jason Tatum junto al base novato, el reserva Payton Pritchard encestaron 14 tantos cada uno.

Por los Clippers (24-13), que perdieron el segundo partido consecutivo, el líder en el ataque fue el alero Paul George, que aportó 32 tantos, además de capturar cinco rebotes y repartir cuatro asistencias.

Pero George no pudo conseguir los tantos decisivos y falló 10 de 15 intentos de triples y 14 de 26 tiros de campo.

El base Reggie Jackson, que salió de titular, aportó 25 puntos y el escolta reserva Lou Williams encestó otros 12 tantos que tampoco impidieron la derrota que los aleja del liderato de la División Pacífico y del segundo puesto de la Conferencia Oeste.

El pívot congoleño nacionalizado español Serge Ibaka tuvo siete puntos, tres rebotes y dos asistencias en 28 minutos de juego, al anotar 3 de 9 tiros de campo, incluido 1 de 3 triples.

Los Clippers, que han perdido cinco de los últimos ocho partidos disputados, jugaron sin el alero estrella Kawhi Leonard después de que fuera descartado poco antes del partido debido a espasmos en la espalda.

Leonard figuraba como titular antes de iniciarse el partido, que se disputó en el TD Garden de Boston, pero no participó en los calentamientos. El equipo anunció a finales del primer cuarto que había sido descartado.

El alero All-Star se ha perdido siete partidos anteriores esta temporada, incluidos dos por una laceración en la boca, dos mientras estaba en los protocolos de salud y seguridad Covid-19 de la NBA y tres por un hematoma en la pierna.

La ausencia de Leonard llega con los Clippers en la recta final de una gira de cinco partidos, que concluye el jueves, en Washington ante los Wizards.