Shaggy, Hermosillo y otros canteranos americanistas en la Máquina

Nacidos en el América también jugaron para Cruz Azul y hasta se volvieron ídolos celestes.

RAÚL GARRIDO
logo

Cruz Azul presentó con bombo y platillo el fichaje del Shaggy Martínez, jugador que nació en la cantera americanista aunque en los últimos años destacó tanto con Pachuca como con el Morelia, donde brincó a la fama primero por sus actuaciones y luego por hacer mancuerna con un aficionado, a quien se le denominó el Scooby.

José Joaquín Martínez, el Shaggy, es el refuerzo mediático más importante de Cruz Azul. El defensor llega con mucho ruido y mucha ilusión a la Máquina para reforzar la banda derecha del equipo y potenciar el ataque por el mismo sector. Es de cantera americanista, pero no ha sido el único que ha llegado a Cruz Azul desde Coapa.

Horacio López Salgado
Nacido en Taxco, Guerrero, debutó en la temporada 1967-68 con el América, con quien levantó un título en la campaña 1970-71. Al año siguiente fichó por Cruz Azul, donde se convertiría en el máximo goleador antes de ser superado por Carlos Hermosillo.

La leyenda, levantó un campeonato de goleo en la temporada 1974-75 y fue parte del mejor Cruz Azul de la historia. Consiguió cinco títulos con el equipo de sus amores, un tricampeonato de 1971 a 1974 y un bicampeonato de 1978 a 1980, además de un Campeón de Campeones en 1974.

Carlos Hermosillo
El Grandote de Cerro Azul surgió de la cantera americanista en la temporada 1983-84, ganó cinco títulos de Liga en la mejor época del América, venciendo a los grandes del futbol mexicano en la final: Chivas, Pumas y Cruz Azul, a estos últimos dos les anotó.

Fue a Europa y regresó al futbol mexicano para convertirse en el máximo anotador mexicano y volverse leyenda del Cruz Azul. Carlos Hermosillo le marcó de penal al León para darle el último título de Liga en su historia a los celestes.

Omar Tena
El hijo del Capitán Furia debutó con el América pero nunca se pudo consolidar, deambuló en el futbol mexicano e incluso jugó en Cruz Azul, hasta que decidió poner fin a su carrera. Ahora es preparador físico.

Martín Zúñiga
El canterano americanista mostró grandes condiciones y destellos pero nunca pudo ser regular. Ricardo Peláez lo quiso rescatar y lo llevó a Cruz Azul, donde tampoco se hizo con un lugar en el cuadro titular y pasó sin pena ni gloria.

Es turno para el Shaggy Martínez, quien llega en un gran momento y con los reflectores encima, listo para seguir desplegando su futbol y con el cobijo de la afición. Lejos de identificarse como americanista, club que lo vio nacer pero no desarrollarse en el futbol mexicano.

Collage sin título.jpg

Conoce al grupo que lidera Carlos Hermosillo

Mexsport

1 / 11