Xavi Sol: La lucha por erradicar la violencia nos compete a todos

Tras los hechos que se presentaron en el estadio La Corregidora, todos los involucrados en el futbol deben colaborar con su parte.
Lead
Por: TUDN.mx
LITE
Agréganos a tu pantalla de inicio para visitarnos más fácil y rápido
Me gustaría comenzar esta transmisión con un mensaje de apoyo y solidaridad para todas las personas que estuvieron presentes el pasado 5 de marzo en el terror de La Corregidora.
La violencia y la lucha por erradicarla nos compete a todos. Asumir la responsabilidad que cada uno tiene. Ya sea como aficionados, medios de comunicación y a toda persona involucrada directamente en la industria del fútbol.
Los jugadores y cuerpo técnico de Querétaro que hoy saltan al terreno de juego vivieron en carne propia el miedo, la tensión, el terror.
Todos ellos, fueron víctimas también. Hoy les toca responder como profesionales. Sus familias lo sufrieron en carne propia. Los invito a la reflexión. Seamos empáticos.
El estado de Querétaro tiene muchas familias llenas de aficionados, niños, ancianos, mujeres y hombres. Seamos prudentes con los juicios. No generalicemos.
No callemos ante la impunidad, no callemos ante los violentos, exigíamos garantías.
Propongamos, sumemos, construyamos. Como medios de comunicación seamos responsables, profesionales y sigamos dando seguimiento.
Que los culpables paguen y sigan cayendo. No es cuestión de ser azul, blanco, rojo o negro. No hay colores en esta historia.
El foco está en la sangre derramada, en la línea que se cruzó, en el caos y el descontrol. En el terror en si.
Esta vez fue en Querétaro, pero esta batalla nos corresponde e involucra a todo un país.
Que las autoridades encuentren a todos los involucrados y que los responsables sean investigados y acaten sus actos, que los dirigentes se quiten las vendas, ataquen el problema, inviertan y resuelvan.
El fútbol mexicano es de las familias.
Dejemos de normalizar la violencia, disfrazar el caos en “los grupos de animación”, no quitemos el dedo del renglón en el machismo, la misoginia, el racismo, la homofobia y muchos otros temas que lastiman y siguen presentes en este deporte que tanto amamos y que mueve a millones.
Si queremos erradicar la violencia, dejemos de generarla, consumirla, replicarla.
Actuemos desde lo que esta en nuestras manos para generar el cambio. Comencemos con el círculo más cercano. Autocensura, respeto y ética.
El mundo necesita reflexión y empatía.
El fútbol mexicano es de las familias.