2019: Año extraño para Cruz Azul

Dos títulos y solo diez derrotas no parecen malos números, pero la afición esperó más.

logo

Dos títulos, 18 victorias, 15 empates y 10 derrotas a lo largo de 2019 no parecen números tan malos, pero quedar fuera de la Liguilla del Apertura, sumergirse en rachas de meses enteros sin conocer la victoria en Liga -como en febrero y septiembre- y, sobretodo, soportar la renuncia del Director Deportivo por la imposibilidad de contratar al director técnico que a la postre fue campeón del torneo, convierten al año natural de Cruz Azul en una nueva decepción.

El 7 de diciembre de 1997 es un estigma para la afición cementera.

Lo que en su día fue un motivo de alegría por lograr la octava estrella ante el León, a más de dos décadas de distancia se transformó en una mezcla entre dolor y nostalgia porque una nueva generación no conoce el sabor de un campeonato.

Publicidad

Cada uno de los veintidos años tiene su propia espina, pero al estar tan cerca de romper la racha en 2018 con la dupla Peláez-Caixinha pocos hubieran imaginado que ambos estarían fuera de la institución un año después.

El desembolso de casi 80 millones de dólares en fichajes del año pasado irónicamente terminó en reclamos airados de la afición a sus futbolistas en La Noria en mayo y asistencias al Estadio Azteca constantemente inferiores al 30% de su capacidad.

Así recordamos cómo fue el extraño año de Cruz Azul, en el que levantó dos títulos -Supercopa y Leagues Cup- de los que cuentan poco para sus seguidores, perdió varias ventajas en el marcador en los últimos minutos y realizó un par de fichajes para el Clausura 2020 antes de contratar a Jaime Ordiales como nuevo Director Deportivo.

Publicidad