Lesiones hicieron pensar a Renata Masciarelli dejar el futbol

La portera del América cuenta las lesiones que afrontó; el Clásico le hace dividirse entre la familia y el equipo.

EMMANUEL R. MARROQUÍN
logo

Renata Masciarelli, portera del América, se prepara de cara al Clásico Nacional contra las Chivas este sábado en la Liga BBVA MX Femenil y en entrevista con Diana Ballinas, de TUDN, confesó que llegó a pensar en dejar el futbol debido a las lesiones; además, habló del dilema que tiene con su familia, aficionada al conjunto del Rebaño.

“Tuve tres operaciones de rodilla, ya sabes que esas son larguísimas, la última fue muy larga, me agarró a la mitad de mi carrera en la universidad, me perdí de muchas cosas en cuanto a selección, con la universidad, esa ha sido la lesión que más me ha hecho pensé en dejar el futbol, era la segunda operación en la misma rodilla.

“En esos momentos apenas salía el torneo de Copa de la Liga Femenil y por ahí dije: ‘tengo chance de volver’. Cuando me lesiono son largas (las recuperaciones), pero ya mi mentalidad es que siempre que pasa, pasa por algo y tengo que salir adelante porque muchas cosas buenas han salido de eso”, contó la guardameta de las Águilas.

CORAZÓN DIVIDIDO DE CARA AL CLÁSICO NACIONAL FEMENIL.

Renata Masciarelli tiene el corazón dividido para el Clásico Nacional, ya que su familia del lado de su madre es adepta al conjunto tapatío y ella defiende los colores del América, por parte de su padre, la familia es del Atlas, el otro equipo de Guadalajara.

“Jugué unos años antes de Irme a Estados Unidos en Chivas, era uno de los pocos equipos que tenía un equipo femenil como tal. Siempre hubo un poco de división al respecto porque yo crecí en una familia que la mitad, lado de mi mamá, eran súper chivistas, pero el lado de mi papá era atlista y yo era más con el lado de mi papá.

“Hoy en día el querer ganar el Clásico siento que también de la parte de mi familia y el querer ganar para poder hacer que mis tíos tengan el corazón dividido; ‘o queremos que Renata gane pero también las Chivas’, es difícil para ellos, es algo muy lindo que trae el futbol y las conexiones que vives día con día con el deporte”.

Renata Masciarelli, dividida entre familia y el América

Masciarelli suma apenas tres partidos disputados este semestre, disputó los dos más recientes, ante Tigres (2-2) y contra Pachuca (0-0) y la defensa de la portería azulcrema se la divide con Natalia Acuña y Jaidy Gutiérrez.

“El partido ante Tigres me dio muchísima confianza y ahora le voy a sumar el de Pachuca que la verdad me sentí muy bien en ambos. Estoy feliz de volver a estar con el equipo, de cada día darles más confianza y el chiste de ser portera de un equipo grande es hacer la diferencia cuando se requiera”.

Finalmente, la portera de las Águilas no se olvida de la Selección Mexicana Femenil , donde intenta llenarle el ojo a Mónica Vergara en una posición que ella misma asegura es complicado ganarse un puesto en el representativo nacional.

“Trabajo todos los días para que Mónica me volteé a ver; es difícil, la posición está muy peleada, tenemos hasta Ceci (Santiago) que estuvo aquí y que es un gran referente de selección, tenemos a grandes porteras como las que están en el norte, Xolos, entonces es algo que no es fácil”, contó Renata Masciarelli a TUDN.

DT Chivas Femenil quiere tener a las "campeonísimas" del futbol mexicano