Gerard Piqué rompe el silencio y atiza a Bartomeu

"Es una barbaridad que el club se haya gastado tanto dinero en criticarnos; dinero que ahora nos piden", señaló Piqué.

TUDN Y EFE
logo

El central español del Barcelona, Gerard Piqué rompió el silenció y criticó severamente a la directiva blaugrana encabezada por Josep María Bartomeu, por los recientes manejos en el club; en específico, al "Barca Gate" y la petición de salida de Lionel Messi.

"¿Mi relación con el presidente Bartomeu? No quiero llevarme mal con nadie pero ha habido veces... El tema de las redes sociales. Yo, como jugador del Barça, veo que mi club se ha gastado dinero, dinero que ahora nos están pidiendo, para criticar, ya no solo a personas externas con una relación histórica con el club, sino a jugadores en activo, y eso es una barbaridad".

"Le pedí explicaciones (a Bartomeu) y lo que me dijo es “Gerard, yo no lo sabía”. Y me lo creí. Pues después ves que, en acciones futuras, la persona encargada de contratar esos servicios todavía está trabajando en el club", señaló Piqué en declaraciones a La Vanguardia.

Se refiere Piqué a Jaume Masferrer, mano derecha de Bartomeu en el día a día del club: "Eso me duele mucho. Lo digo aquí porque se lo dije antes personalmente al presidente. ¿Y qué quiere que le diga? ¿Es doloroso? Sí. ¿Puedo hacer algo más? Pues no. Mi relación con el presidente puede ser cordial, pero hay cosas que quedan", agregó.

Sobre el caso de Lionel Messi y el tema del burofax, donde el argentino pidió su salida de la entidad blaugrana, el central español destacó:

"Leo se había ganado sobradamente tomar una decisión y sí él consideraba que debía irse, yo como presidente hubiese actuado diferente. ¿En qué sentido? Un jugador que durante 16 años te ha dado tanto... Estás obligado a llegar a un acuerdo con él. No puede ser tan evidente que las dos partes estén tan distanciadas", comentó.

"¿Cómo puede ser que el mejor jugador de la historia, que hemos tenido la santa suerte de disfrutar, se levante un día y envíe un burofax porque siente que no le están escuchando?" Todo es demasiado chocante. ¿Qué está pasando? Leo se lo merece todo. El estadio nuevo debe llevar su nombre y luego el del patrocinador. Debemos preservar nuestras figuras, no desprestigiarlas. Me pone de los nervios", señaló.

Ahora a Leo Messi, el central lo ve "muy bien, muy implicado e ilusionado" y comenta que es "el reflejo de vestuario, el ejemplo a seguir; si él está bien, da tranquilidad".

Sobre su reciente renovación con el Barcelona, a pesar de las diferencias con la directiva de Bartomeu y al ser cuestionado si esto no representaba una contradicción, Piqué aclaró:

"No. Es muy sencillo. El club me comunica, a mí y a otros jugadores, que debido a la pandemia el club sufrirá mucho económicamente y en esa tesitura el Barça está por encima de cualquier persona. El Barça me lo ha dado todo, así que me pongo a su disposición. Me dicen que todo el dinero al que pueda renunciar este año será cobrado en un futuro. Hacemos números y propongo una cantidad", comenta.

De igual forma, Piqué tampoco considera una contradicción cerrar su renovación y firmar un burofax junto a la plantilla, negándose a sentarse en la mesa de negociación.

"Son cosas diferentes. A título personal cada jugador es libre de aceptar la propuesta voluntariamente del club. Otra cosa es que te obliguen de forma unilateral y que lo hagan con las formas en que lo han hecho. Ahí, la verdad, estoy en total desacuerdo", argumentó.

De cara al duelo de este sábado frente al Real Madrid, al que también llegan con un reciente tropiezo en la liga española, el zaguero blaugrana comentó:

"Venimos de donde venimos, pero soy optimista. Optimista moderado", aseguró Piqué sobre el enfrentamiento de mañana sábado en el Camp Nou.

Barça recupera a Jordi Alba para el Clásico Español