Guillermo Ochoa: “Vale la pena el ‘último baile’ ante Japón, vamos a echarlo”

El guardameta mexicano habla de su liderazgo dentro del cuadro tricolor.

ADA XANAT LÓPEZ
logo
Install
Agréganos a tu pantalla de inicio para visitarnos más fácil y rápido

El portero mexicano Guillermo Ochoa aseveró que ante Japón “van a buscar quién nos pague los platos rotos".

"Tenemos esa espinita del partido contra Japón que más allá de los primeros 15 minutos ya lo analizamos y tampoco era un partido que merecíamos perder y Japón tampoco hizo tanto para ganarlo”, comentó.

Este cotejo puede ser considerado como de revancha entre ambos por el partido celebrado en el Estadio Azteca hace 53 años cuando México fue sede de los Olímpicos en 1968.

En aquella ocasión, el seleccionado del sol naciente derrotó 2-0 a los mexicanos en el duelo por el tercer lugar en el que presuntamente hubo un boicot por parte de los jugadores aztecas.

El conjunto anfitrión es un rival que, en las entrañas del seno azteca, querían volver a enfrentar, al saber que “es el último partido, estirón, esfuerzo, el que vale la pena porque será la última vez que este grupo este junto, muchos buscarán la selección mayor, el cuerpo técnico tomará su camino y creo sería una bonita despedida con esa medalla, porque queremos regresar con la familia con un metal”.

Para lograr colgarse esa presea, la oncena mexicana aprenderá de los errores cometidos frente a Brasil, conjunto que, en palabras del portero del América “las formas importan y competirle a un Brasil, que nos lleva años luz en preparación de jugadores, exportación, si analizamos el plantel que tenía, donde están sus jugadores, el valor y la calidad históricamente, pues competimos con lo que tenemos, con las cualidades que nos proporciona el futbol mexicano y se lleva hasta el límite y a veces se gana o se pierde.

Nos hubiera encantado estar en esa final, pero ha sido un papel muy digno y tan digno que nos dolió el día del partido. Pero ya estamos listos porque no nos queremos ir con las manos vacías y este grupo merece llevarse algo de acá, igual sea bronce tiene el mismo valor por toda la entrega, sacrificios y vale la pena el “Last Dance”, vamos a echarlo y tratar de hacerlo de la mejor manera”.

Con respecto a su aportación en el conjunto tricolor Sub24 expresó que ésta “ha sido entretenida, divertida, a pesar de que haya sido con Covid, el convivio, el entrenar juntos, irnos conociendo y no ha sido fácil porque venimos de mucho tiempo de concentración.

"Trato de ser alguien en quien puedan apoyarse, tengo más experiencia, más recorrido y torneos internacionales y tratar de hacerles ver, hablar dentro de la cancha, con el ejemplo que es lo más bonito, no me gusta la gente que le gusta hablar y quedar bien frente a la cámara y así siempre me he manejado, tenga el gafete o no. Busqué sentirme uno más del grupo, el rejuvenecer con ellos, que me vieran en alguien con quien platicar, que me hagan bromas”.