Eligen a más atletas de Polonia para Tokyo 2020 por error, ahora deben descartarlos

Seis nadadores debieron ser cortados para participar en los Juegos Olímpicos tras ser incluidos de forma errónea.

EMMANUEL R. MARROQUÍN
logo
Install
Agréganos a tu pantalla de inicio para visitarnos más fácil y rápido

Los Juegos Olímpicos de Tokyo 2020 son un sueño para muchos atletas, más aún cuando fueron notificados de su participación en la justa, pero para seis nadadores de Polonia se convirtieron en una pesadilla, luego de ser elegidos por error y ahora cortados de la lista.

La Federación Polaca de Natación (PZP) eligió de manera inicial a 23 atletas para participar en el torneo olímpico en Japón, pero tuvo que reducir la lista a 17 para cumplir con las normas establecidas por el organismo rector de la disciplina, la FINA, lo que generó una molestia natural y generalizada.

Pawel Slominski, presidente de la Federación Polaca de Natación se disculpó por el error y comprendió la ira por parte de quienes ahora no podrán participar en Tokyo 2020 tras haberles anunciado que sí estarían.

"Expreso gran pesar, tristeza y amargura por la situación. Tal situación no debería ocurrir, y la reacción de los nadadores, sus emociones, el ataque a la Federación Polaca de Natación es comprensible para mí y está justificado", dijo en un comunicado oficial.

Alicja Tchorz y Mateusz Chowaniec son dos de los seis atletas que debieron ser cortados tras el error de la PZP, su molestia no fue para menos y de inmediato hicieron saber su sentir a través de sus redes sociales.

"Imagínese dedicar cinco años de su vida y luchar por otro comienzo en el evento deportivo más importante, renunciar a su vida privada y al trabajo, sacrificar a su familia y su dedicación, y ahora resulta que es un fracaso total", contó Tchorz en Facebook.

Estoy profundamente conmocionado por lo que sucedió. Esta es una situación absurda para mí que nunca debería haber sucedido. De hecho, espero despertar eventualmente de esta pesadilla", escribió Chowaniec, por su parte, en Instagram.

El sueño japonés de un atleta de Uganda terminó