Batocletti y Barbadillo recuerdan su historia con Tigres

El ex defensa Osvaldo Batocletti y el ex atacante Gerónimo Barbadillo, comparten sus experiencias cuando formaron parte de la historia de Tigres

REDACCIÓN
logo
Install
Agréganos a tu pantalla de inicio para visitarnos más fácil y rápido

A través de su cuenta de Facebook, dos futbolistas emblemáticos en la historia de Tigres como lo son el argentino Osvaldo Batocletti y el peruano Gerónimo Barbadillo, contestaron algunas preguntas para los aficionados felinos.El ex defensa central Osvaldo Batocletti aseguró que desde los años en que jugaban al mando de Carlos Miloc, Tigres ya demostraba que podía hacer cosas importantes dentro del futbol mexicano."Se empezaba a demostrar de que Tigres pintaba para ser un equipo como lo es hoy, un equipo grande. Los dos primeros campeonatos de Liga se ganaron como visitante y se empezó a demostrar en el futbol mexicano que Tigres pintaba para cosas importantes. Incluso recuerdo que cuando entrevistaban a Javier Aguirre y Alfredo Tena decían: enfrentamos a cualquiera menos a Tigres", dijo Batocletti.El ex atacante Gerónimo Barbadillo confesó que el éxito de Tigres a finales de los años 70's y principios de los 80's se debe al buen vestuario que logró conjuntar Carlos Miloc."El vestidor es la parte importante del procedimiento para que uno pueda cumplir los objetivos. Si uno vive mal (en el vestidor), lo demuestra después en el campo. Nosotros vivíamos bien en el vestidor, siempre estábamos unidos, íbamos a cenar todos juntos con la familia. Cuando haces un grupo humano de jugadores, independientemente de la calidad futbolística, tienes todas las de ganar", señaló la "Patrulla" Barbadillo.El peruano recordó la Final de la Copa en la temporada 1975-1976, donde Tigres se coronó por primera vez en su historia tras vencer al América con un global 3-2."Fue una satisfacción para todos nosotros, ganar el campeonato aquí (en el Estadio Universitario) contra el América fue de lo mejor", dijo Gerónimo Barbadillo.Osvaldo Batocletti comentó que el jugador con el que más se acoplaba en la cancha era con el defensa Raúl Díaz, mientras que para Barbadillo fue Tomás Boy."Dentro de la cancha me identificaba más con Raúl Ruíz, era un perro marcando. Raúl Ruíz mis respetos, compañero fiel y aparte era un jugador que lo que tú lo dijeras dentro de la cancha, lo iba a hacer hasta la muerte", dijo Batocletti. "Yo con Tomás Boy, porque era la zona donde trabajábamos", agregó Barbadillo.Gerónimo Barbadillo admitió que antes de que retirarán en honor a él su número 7, él ya sabía."Ya, ya me lo habían dicho. Me dijeron: por todo lo que has hecho aquí y por haber hecho ganar una suma de dinero que ningún jugador había hecho de irse del futbol mexicano a Europa, a ningún equipo le habían pagado esa cifra", recordando su traspaso al futbol italiano con el Avellino tras salir campeón con Tigres.Además indicó que su transacción fue la primera en pagarse una alta cantidad de dinero dentro del futbol mexicano."Fue el primer gran negocio del futbol mexicano. Creo que Hugo Sánchez fue vendido por 350,000 dólares, yo fui vendido por 850,000 dólares (al Avellino de Italia)", dijo Gerónimo Barbadillo.Tras retirarse con Tigres en 1984, Osvaldo Batocletti siguió radicando en Monterrey; mientras que Gerónimo Barbadillo vive en Italia después de colgar las botas con el Sanvitese en 1987.Por último, Osvaldo Batocletti elogió a la afición Felina: "el Incomparable le queda chico a la afición de Tigres, yo creo que siempre se ha contado y se contará con el apoyo de la afición incondicionalmente. Que a veces son exigentes y a veces abuchean, pero yo creo que tienen todo el derecho de hacerlo", finalizó el argentino. Sigue el día a día de los Tigres de la UANL.