Javier Salas recibe perdón de la Disciplinaria

Comisión Disciplinaria quita expulsión a Javier Salas de Cruz Azul por lo que jugará ante Tigres; Lucas Cavallini si mantiene sanción con Puebla

REDACCIÓN
logo
Install
Agréganos a tu pantalla de inicio para visitarnos más fácil y rápido

Javier Salas recibió el perdón de la Comisión Disciplinaria y su tarjeta roja en el Cruz Azul vs Lobos BUAP fue condonada, por lo que el elemento cementero podrá ver acción en la jornada 15 del Torneo Clausura 2018 de la Liga MX.La Comisión Disciplinaria dio a conocer el reporte de jugadores e integrantes de cuerpo técnico suspendidos tras la actividad de la Jornada 14 del Torneo Clausura 2018 de la Liga MX. Fueron en total siete sancionados, seis con un duelo y uno con un par.Cabe mencionar que la Comisión Disciplinaria determinó suspender a Pablo Morant, de los Diablos Rojos del Toluca, con dos encuentros por insultar soezmente a los oficiales del partido. El argentino es auxiliar técnico de Hernán Cristante en la tribuna.Por hacer constantes reclamaciones o protestar las decisiones de cualquiera de los integrantes del cuerpo arbitral se va con sanción de un compromiso Gilberto Adame, auxiliar técnico de las Águilas del América.José Iván Rodríguez, del León, y Francisco Javier "Maza" Rodríguez, de los Lobos BUAP, son suspendidos con un cotejo por recibir una segunda amonestación en el mismo partido.Los otros dos sancionados con un juego son Ventura Alvarado, de los Rayos del Necaxa, y Abraham González, de los Pumas de la UNAM; el primero por emplear lenguaje y/o gestos ofensivo, insultante o humillante, mientras que, el segundo por ser culpable de juego brusco grave.En relación a las solicitudes presentadas por Puebla y Cruz Azul, por error manifiesto con sus futbolistas, cabe mencionar que la de Lucas Cavallini fue no procedente y la de Javier Salas fue procedente, por lo que el jugador de los camoteros es sancionado con un encuentro por ser culpable de juego brusco grave, en tanto que, el de los cementeros queda habilitado para jugar el próximo encuentro con su escuadra.