Real Madrid sonríe para la vuelta de Champions

Real Madrid recupera a Isco Alarcón y Nacho Fernández, lesionados, quienes entrenan este domingo con el club de cara a la Champions

AGENCIA
logo

Isco Alarcón y Nacho, ambos convalecientes de sendos problemas físicos, regresaron este domingo al entrenamiento con el Real Madrid, a dos días de la vuelta de la semifinal de la Liga de Campeones el martes ante el Bayern de Múnich, anunció el club merengue, acortando los plazos inicialmente previstos.El técnico Zinédine Zidane había dado a entender que Isco sería baja para el partido ante el conjunto bávaro en el Bernabéu, pero el talentoso centrocampista se entrenó con sus compañeros sólo cuatro días después de un esguince acromioclavicular en el hombro izquierdo sufrida en la ida ante el Bayern (2-1).La prensa española señala que el jugador podría jugar el martes con infiltraciones para soportar el dolor, aunque Zidane había asegurado el viernes que no tomaría riesgos con ningún jugador que no estuviese al 100%.El central Nacho, por su parte, lesionado desde comienzos de abril, parece tener más complicada su presencia ante el conjunto bávaro. Consulta más información sobre la Champions League, AQUÍ.

¿Qué diagnosticó Real Madrid a sus jugadores?

El pasado 2 de abril, el Real Madrid comunicó lo siguiente sobre Nacho Fernández.“En las pruebas realizadas a Nacho Fernández por los Servicios Médicos del Real Madrid se le ha diagnosticado una lesión en el músculo semitendinoso del muslo derecho. Pendiente de evolución”, informa en la web el club blanco, aunque estará aproximadamente cuatro semanas de baja. En el plazo más optimista podría estar listo en tres semanas.Mientras que de Isco, el cuadro merengue puso: Isco, por su parte, sufre “un esguince acromioclavicular” en su hombro izquierdo y “pendiente de evolución” de momento se perderá el parido de Liga ante el Leganés y el duelo europeo del próximo martes ante el Bayern.El único confirmado al cien como baja es Dani Carvajal: "se le ha diagnosticado una lesión muscular en el bíceps femoral del muslo izquierdo”.