¡Increíble! El Atlético vence al Barça y jugará la Final de la Supercopa

Oblak, el VAR y un cierre de partido cardiaco impulsaron a los colchoneros; se medirán al Real.

logo

Increíble remontada del Atlético de Madrid sobre el Barcelona. Los colchoneros jugarán la Final de la Supercopa de España ante el Real Madrid gracias a Oblak, el VAR y la efectividad de sus delanteros.

La primera parte se gestó en el campo del Atlético de Madrid. El Barça, aún con sus problemas en salida de balón, no tuvo ningún problema para asentarse en ¾ de campo y, a partir de ahí, los colchoneros pusieron su habitual muro de 9 o 10 hombres.

Pese a eso, el conjunto azulgrana gozó de algunas ocasiones como la del 22’ en la que una jugada entre la sociedad inagotable de Alba con Messi dejó al argentino frente a Oblak pero el guardameta esloveno atajó con el pie izquierdo.

El Atlético tuvo tres tímidos intentos, un disparo lejano de Thomas, un tiro libre de Héctor Herrera que atajó Neto y un potente disparo al 32’ de Trippier que el brasileño despejó ‘in extremis’.

Publicidad

Las más claras del Barcelona en la primera parte se dieron en la recta final; al 34’ Griezmann dejó una peinada y cuando Suárez iba a empujarla al fondo, Savic se interpuso. Al 40’ el francés perdonó, con todo a favor, en el mano a mano frente a Oblak.

A diferencia de la primera, la segunda fue frenética y arrancó con fuerza gracias al gol del recién ingresado Koke, que entró por Herrera. Félix, Correa y el capitán se juntaron para el primero apenas 30 segundos después del pitazo inicial.

Pronto el Barça igualó el duelo gracias a un golazo de Messi que aprovechó un rebote y, de pierna derecha, fusiló a Oblak al 51’.

El argentino se puso la capa de héroe al 59’ pero el VAR se encargó de anular su gol debido a una mano en el control que, con la nueva regla, se sanciona siempre.

Publicidad

El asedio del Barça era tal que apenas tres minutos después llegó el segundo. Suárez se encontró con un atajadón de Oblak pero en el rebote irrumpió Griezmann para adelantar a los culés y cumplir la ‘ley del ex’.

Oblak siguió siendo clave y al 74’ llegó la que parecía la sentencia con un gol de Gerard Piqué tras jugada prefabricada pero una vez más fue anulado tras ser revisado en el VAR.

Contra todo pronóstico, el Atleti empató el partido al 81’ gracias a un penal de Neto sobre Vitolo que ejecutó Morata, engañando al arquero brasileño.

Al final, un error defensivo del Barça, encabezado por Piqué, permitió a Correa entrar solo al área y el argentino anotó pese a que Neto tocó el esférico. Luego, el Atleti perdonó el cuarto al 90’ pero le alcanzó para plantarse en la Final, donde encontrará al Real Madrid.