Especial: Leicester City, la fábula del zorro

El Leicester City está a punto de protagonizar en la Premier League de Inglaterra un milagro que tiene en vilo al mundo del futbol

REDACCIÓN
logo
Install
Agréganos a tu pantalla de inicio para visitarnos más fácil y rápido

Los milagros en el futbol sí existen. Historias maravillosas que surgen esporádicamente y que deslumbran en los anales del deporte más popular del planeta. Para ejemplos están la Selección de Alemania que obró el “Milagro de Berna” en 1954 ante Hungría, el Nottingham Forest que logró aquel Bicampeonato de la Champions League en 1979 y 1980 o la Selección de Grecia que en 2004 se convirtió en el Campeón de Eurocopa más sorpresivo de la historia.

Hoy, en pleno 2016, una nueva historia de ensueño está a punto de gestarse, protagonizada por un club modesto de una no menos humilde localidad del centro de Inglaterra. Visten de azul, los llaman los “Foxes” (Zorros)  y a 132 años de una existencia marcada más por su lucha por sobrevivir que por éxitos. Son el equipo del momento, y están a punto de hacer algo que incluso el legendario Liverpool no ha logrado: conquistar una Premier League.

El Leicester City Football Club es un equipo diseñado para servir de gloria a su pequeña ciudad, mas no para trascender en el plano internacional, vamos, ni siquiera para hacerlo en el local, mucho menos para levantar un título que se disputan auténticos monstruos británicos como el Chelsea, Manchester United o el Manchester City.

A falta de 5 partidos para el cierre de la campaña, el Leicester City lidera la tabla del máximo circuito del futbol inglés con 72 puntos, 7 más que su más cercano perseguidor: Tottenham. Para un equipo que desde inicios de la presente temporada hizo ruido, aunque se ha sabido mantener en la cima, cada semana era una menos para lograr lo inconcebible para un equipo de esta “categoría”. Lo cierto es que desde aquel inicio maravilloso ya ha pasado tiempo, y solamente 5 encuentros separan al Leicester de llevar el trofeo a sus vitrinas.

 

-El entorno hostil al zorro

Sí, desde luego, el Leicester City está a punto de hacer historia, pero hoy en día es fácil perder la perspectiva de lo que está a punto de suceder en Inglaterra si se toma en cuenta que los “Zorros” estaban en la League One (Tercera División inglesa) apenas en la campaña 2009-2010. Su paso por la Championship (Segunda División) concluyó con el ascenso a la Premier League para la campaña 2014-2015.

Se trataba del regreso del Leicester al circuito de honor del futbol británico después de 10 años de ausencia. Es más, los azules disputarían apenas la novena Premier League de su historia (el torneo fue instaurado en su formato actual en 1992).

En su campaña de regreso, las cosas no funcionaban bien para el Leicester, que incluso acabó 2014 en el sótano de la clasificación y con su destino prácticamente consumado para regresar a la Championship. No obstante, 2015 fue un año mágico, ya que una espectacular remontada en el último tramo de la campaña (7 victorias en las últimas 9 jornadas) permitieron escalar hasta la posición 14 (41 puntos) y que hubiera Zorros para rato… ¡y qué rato!

 

-La astucia del zorro

Hay ‘genios’ para la gesta que está a punto de consumarse. Cuando Claudio Ranieri, un experimentado estratega que tuvo paso por Valencia o Lazio (incluso Chelsea en Inglaterra) fue contratado, la incertidumbre apareció en Leicester, que sufrió para lograr la permanencia y, cuando ya había cierta estabilidad, la directiva decidió prescindir de los servicios del inglés Nigel Pearson para contratar al estratega italiano.

Ranieri ha sabido potencializar las cualidades de su modesta plantilla, carente de reflectores (en un principio) pero también carente de personalidades tóxicas para el vestuario. Las famosas pizzas se han convertido en una dinámica común en los “Foxes”, quienes se dedicaron a elaborar el alimento más famoso de Italia como forma de unión entre unos elementos que, a palabras del técnico, han logrado una comunión casi única.

Pero no solo en la banca están los “culpables” de lo que parece un inminente éxito, sino también en la cancha. Hay grandes artífices como Okazaki o el portero Kasper Schmeichel, hijo de Peter Schmeichel, pilar del Manchester United que consiguió el triplete en 1999.

Riyad Mahrez, francés de ascendencia argelina, es el punto de inflexión para este equipo. Recién llegado para esta campaña, el volante marca la pauta y la distribución de los balones que llegan a quien, sin duda alguna, es el símbolo de este equipo: James “Jamie” Vardy.

El atacante del Leicester acumula 21 goles en la Premier League, 1 menos que Harry Kane del Tottenham, líder goleador al momento. Vardy es un caso excepcional, en  la antesala del título de goleo individual, autor material del liderato de su equipo, convocado a la Selección de Inglaterra (y muy posiblemente parte del equipo que dispute la Euro 2016). Nada mal para un jugador que hace cuatro años vestía la playera del Halifax, un equipo de la Séptima División del futbol inglés.

 

-El privilegio aguarda

West Ham, Swansea y  Everton en el King Power Stadium son los rivales que le esperan al Leicester City en su lucha por asegurar y, como no podía ser de otra forma, el drama vendrá en las últimas dos visitas que tendrán los “Zorros”: intentarán arrebatar un sueño en Old Trafford ante el Manchester United y construir su propio puente de éxito en Stamford Bridge ante el Chelsea.