Aurier pide disculpas y acepta castigo

El senegalés Serge Aurier ofrece disculpas por sus comentarios contra compañeros y técnico del PSG; acepta la separación del equipo

REDACCIÓN
logo

PARÍS, Francia. Feb. 15, 2016.- El lateral derecho del París Saint-Germain, Serge Aurier, ha sido suspendido de forma provisional por el equipo tras haberse difundido un vídeo en el que llamaba "mariquita" al entrenador, Laurent Blanc, e insultaba a algunos de sus compañeros.

La decisión, adoptada anoche por la entidad, se produce a dos días del duelo clave del club francés en la ida de los Octavos de Final de la Liga de Campeones contra el Chelsea en el Parque de los Príncipes.

Aurier, marfileño de 23 años, se había hecho con el puesto de titular en la banda derecha, una posición que el próximo martes será cubierta bien por el holandés Gregory van der Wiel, bien por el brasileño Marquinhos.

Pese a que el jugador pidió perdón, el club le ha abierto un procedimiento disciplinario y de forma cautelar le ha apartado del equipo.

El futbolista respondía a cuestiones de internautas en una red social desde su domicilio cuando emitió insultos al técnico y a algunos de sus compañeros.

A la pregunta de si Laurent Blanc "se hace a menudo la loca", el jugador responde que "es un mariquita".

Aurier califica de "guiñol" al argentino Ángel di María y cuestiona el liderazgo del sueco Zlatan Ibrahimovic en el vestuario:

"Cuando ves mi cara, ¿crees que (Ibrahimovic) puede meterme presión?".

El presidente del PSG, Nasser Al-Khelaïfi, se mostró duro contra Aurier y aseguró que no permitirá "que nadie ponga en dificultad al club" ni le desvíe de sus objetivos, que pasan por "la importante cita contra el Chelsea".

El procedimiento abierto por el club puede ir desde su suspensión durante varios partidos y una fuerte multa al despido.

Aurier convocó anoche a los medios de comunicación en un hotel de París para pedir perdón a sus compañeros y al entrenador.

"No lo hice para herir a nadie, era por divertirme (...) Asumo lo que decidan, tanto las sanciones deportivas, como si tengo que hablar con mis compañeros. He cometido un error imperdonable", afirmó.

El jugador se mostró particularmente dolido por los insultos al entrenador: "Le debo mucho, ha hecho mucho por mí, me ha dado la oportunidad de entrar en uno de los mejores equipos del mundo. Estoy muy decepcionado, he hecho una tontería", agregó.

Llegado en 2014 procedente del Toulouse, el jugador ha logrado hacerse un hueco en el competitivo esquema del PSG, donde ha sido titular en 19 de los 26 partidos de Liga disputados hasta el momento.