Hugo Salcedo | Holanda el Rey del “ya mérito”

Pocas selecciones presumen tantas generaciones doradas y tan pocos títulos.

logo

Pocas selecciones en el fútbol mundial como Holanda se pueden preciar de haber tenido generaciones de futbolistas de tan alto nivel con tan pocos títulos conseguidos.

Cierto es que su ideología en la década de los 70 revolucionó para siempre este deporte siendo conocida como fútbol total.

Aquella espectacular dinámica en toda la cancha deslumbró a propios y extraños con grandes referentes de los cuales sin duda se sigue recordando al increíble Johan Cruyff.

Publicidad

Pero es ahí, en el Mundial de 1974, donde comienza la historia del “ya merito”; con aquella gran generación se quedó en la antesala del título siendo superada por los anfitriones.

Para 1978 la historia no cambió, ya sin Cruyff volvieron a llegar a la gran final del mundial la cual perdieron nuevamente ante los locales.

A finales de la década del 80 el fútbol les hizo justicia. Con aquella gran generación encabezada por Ruud Gullit y Marcó Van Basten lograron el título en la Eurocopa de 1988, hasta ahora el único logro que han podido cosechar en selección mayor.

Publicidad

Años después volvieron a ilusionar con grandes jugadores que tuvieron en los mundiales del 94 y 98, el resultado fue el mismo se quedaron con las manos vacías.

Ya en este siglo los tulipanes se instalaron en la gran final del mundial de Sudáfrica 2010, tan cerca y tan lejos de la gloria eterna ya que por siempre se recordará aquel mano a mano de Arjen Robben ante Iker Casillas y desde luego el gol de Andres Iniesta que nuevamente los dejó a un paso de al fin lograr ese tan ansiado trofeo.

¿Cómo explicar que tantas veces una selección haya quedado al margen de ser los mejores de mundo con inolvidables generaciones y jugadores que marcaron brillantes épocas en este deporte?