Fue un honor, Cantinflas

TelevisaDeportes.com trae para ti la serie 100 años, 100 momentos del Club América como parte del festejo del Centenario de las Águilas. En esta entrega: El presidente honorario Mario Moreno 'Cantinflas', con ayuda económica y moral, fue el soporte principal del América en el difícil año de 1949

logo

Cantinflas fue presidente de honor del América por esas cosas que van más allá de la vida y el futbol.

Y solo Dios sabrá si su intervención permitió a las actuales generaciones americanistas gozar a su equipo. A ese equipo que tanto les llena de orgullo por ser el más ganador del país en todo, en absolutamente todo.

Quién sabe, pero por si las dudas, los aficionados azulcremas deberían darle las gracias al gran Cantinflas.

Publicidad

Corría el año de 1949 y varios equipos importantes no pudieron soportar las exigencias del profesionalismo, implantado seis años antes en nuestro futbol. Por ejemplo, los otroras poderosos España y Asturias estaban a punto de desaparecer por perder la carrera económica.

El América no fue inmune a los problemas financieros. Pero la directiva de la época encontró en un aficionado del equipo la solución para sobrevivir. Y, por supuesto, no era un aficionado cualquiera. 

A Cantinflas, ya por entonces una de las grandes figuras del cine mexicano, se le atribuye la salvación de los Cremas por su aporte moral y económico. Fue muy conocida su gran pasión por la Fiesta Taurina, pero su corazón futbolero pertenecía al América y ese detalle, repetimos que quizá, permitió que las actuales Águilas estén a pocos días de celebrar su Centenario.

Publicidad

Mario Moreno dio la patada inicial en la temporada del 49 y asistió a todos los partidos. Y aunque es cierto que los resultados deportivos no acompañaron al equipo en ese año, el aporte administrativo y moral del mimo evitó una fatalidad.

Literal, fue un auténtico honor para el que con el tiempo se convertiría en el mejor equipo México, que su presidente fuera el mejor cómico de habla hispana de la historia.