Obama recibe a Royals en la Casa Blanca

El presidente Barack Obama recibe en la casa Blanca a Kansas City Royals, campeones de la Serie Mundial de 2015

REDACCIÓN
logo
Install
Agréganos a tu pantalla de inicio para visitarnos más fácil y rápido

WASHINGTON, Estados Unidos. Jul. 21, 2016.- Para el presidente Barack Obama, los apodos Kansas City Royals necesitan tener algo más de ingenio. Pero todo lo demás es formidable al rendir homenaje el jueves en la Casa Blanca a los campeones de la Serie Mundial de 2015, describiéndoles como uno de los "equipos más aguerridos y completo que hemos visto en mucho tiempo".

La última vez que los Reales visitaron a la Casa Blanca fue en 1985, cuando el extinto presidente Ronald Reagan destacó su "mentalidad tenaz". El equipo de 2015 relució esa misma calidad.

A seis outs de quedar eliminados en los playoffs, los Royals anotaron siete veces para vencer a Houston Astros en la primera ronda, y luego doblegaron a los Toronto Blue Jays y a de New York Mets.

Obama subrayó que los Royals son dueños del récord de más victorias viniendo de atrás en los playoffs.

El mandatario también reconoció que había transcurrido muchísimo tiempo de la última visita de Royals a la Casa Blanca: "Hay que aceptarlo, fue un largo trayecto para los fanáticos de Royals. Fueron muchos años malos, algunas décadas durísimas".

Pero Obama destacó que todo empezó a cambiar cuando el gerente general Dayton Moore tomó las riendas y Royals le pusieron énfasis a la formación de talento en su sistema de ligas menores, con piezas como el jardinero Alex Gordon, los infielders Mike Moustakas y Eric Hosmer, y el receptor venezolano Salvador Pérez.

Obama mencionó los apodos de cada uno de esos jugadores: "Gordo," ''Moose," ''Hos" y "Salvy". Pero el presidente no se mostró muy impresionado con los mismos.

 "Vamos a tener trabajar en esos", dijo Obama.

El equipo le entregó a Obama una franela de los Royals con el número 44 estampado con una caligrafía dorada, que hizo juego con las cortinas del East Room de la Casa Blanca.