El anillo de Bartman, el aficionado más especial

El aficionado Steve Bartman, famoso por propiciar la eliminación de Chicago Cubs en la Serie de Campeonato de 2003, recibe anillo de Serie Mundial

REDACCIÓN
logo

Los Chicago Cubs han decidido reconciliarse casi 14 años después con Steve Bartman, el aficionado que se hizo famoso por echar a perder el Juego 6 de la Serie de Campeonato de la Liga Nacional en 2003.Aquel 14 de octubre de 2003 Bartman, fiel fanático de los Cubs, estuvo presente, como casi siempre, en Wrigley Field para apoyar a su equipo. Chicago lideraba la serie 3-2 ante Florida y estaba a un juego de regresar a la Serie Mundial luego de -entonces- 58 años de ausencia y de 95 años de no conseguirla.Los Cubs ganaban 3-0 en la octava entrada y con un out Luis Castillo, de los Marlins, bateó un elevado de faul que fue a la frontera entre la tribuna y el campo. El jardinero Moisés Alou fue por la pelota y casi la tenía en el guante cuando Bartman se interpuso, al tratar de quedarse con el recuerdo, y evitó el out sin querer.Florida siguió con vida en el inning, anotó ocho carreras y en el séptimo juego liquidó la serie para continuar con la maldición de Chicago.Por supuesto, Bartman se volvió en enemigo público número 1 de la ciudad. Desde entonces, el joven no ha vuelto a Wrigley Field y se ha negado a hacer apariciones públicas o a conceder entrevistas. Incluso, hubo intenciones de que volviera a algún juego de postemporada reciente pero siempre mostró negativa.Los Cubs no ganaron un juego de playoffs hasta 2015 y en 2016 por fin consiguieron la anhelada Serie Mundial. Ahora, casi 14 años después del famoso incidente, el equipo ha querido reconociliarse con Bartman y le ha otorgado un anillo de campeonato."Si bien ningún gesto puede levantar completamente la carga pública que ha soportado durante más de una década, sentimos que era importante que Steve sepa que ha sido y continúa siendo plenamente respetado por esta organización. Después de todo lo que ha sufrido, estamos orgullosos de reconocer a Steve Bartman con este regalo", dijeron los Chicago Cubs en un comunicado.Bartman por fin respondió públicamente y aceptó el obsequio."Aunque no me considero digno de tal honor, estoy profundamente conmovido y sinceramente agradecido de recibir un anillo oficial de los Chicago Cubs de la Serie Mundial 2016. Soy consciente de la importancia histórica y el simbolismo que el anillo representa. Mi familia y yo lo apreciamos. Lo más significativo es el gesto genuino de la familia Ricketts (dueños del equipo), de la organización y de los aficionados. Significa que soy bienvenido de nuevo a la familia de los Cubs. Tengo esperanza de que las secuelas del incidente de 2003 que rodean a mi familia y a mí están finalmente terminadas"."Recibo humildemente el anillo no sólo como un símbolo de uno de los logros más históricos en el deporte, sino como un recordatorio importante de cómo debemos tratar a los demás en la sociedad. Mi esperanza es que todos podemos aprender de mi experiencia para ver los deportes como entretenimiento y evitar los duros chivos expiatorios, y para desafiar a los medios de comunicación y a especuladores oportunistas para respetar los derechos de privacidad personal y no explotar a ningún individuo para promover su propio interés o ganancia económica".

Steve Bartman y Moisés Alou
Steve Bartman evita el out de Moisés Alou aquel fatídico 14 de octubre de 2003. FOTO: AP